El verdadero rostro de nuestra historia

Ciencia y Tecnología

Escrito por: Fernanda Carranza

Muchos de nosotros al escuchar “Inteligencia Artificial” solemos pensar en el futuro y en grandes avances tecnológicos, muy difícilmente podemos pensar que la IA pueda ser una respuesta a muchas incógnitas de nuestro pasado, como la verdadera apariencia de los personajes más importantes en la historia del hombre, tales como el rostro del mismísimo Jesucristo.

El Fotógrafo holándes Bas Uterwijk nos ha brindado esta nueva perspectiva, gracias a una serie de imágenes que ha creado por medio del programa Artbreeder, esta es una herramienta totalmente gratuita disponible en internet. Esta aplicación es capaz de recrear retratos fotorrealistas mediante el uso de una red neuronal que combina distintas fotografías y pinturas del rostro en cuestión y la forma en la que se comporta la luz en la fotografía hasta lograr fusionar toda esta información.

Su funcionamiento se basa en dos redes neuronales de IA o mejor conocida como GAN (por sus siglas en ingles) las cuales se enfrentan mutuamente en un juego digital del gato y el ratón, según explica el Instituto de Tecnoloía de Massachussets (MIT).

Ambas redes están entrenadas con el mismo conjunto de datos. Una es llamada red generativa y tiene la tarea de crear variaciones en las imágenes que ya ha visto, por ejemplo una imagen de un persona con un brazo de más. La segunda red es  conocida como el discriminador y  debe identificar si la imagen que está viendo pertenece al conjunto de entrenamiento original o, por el contrario, si es una imagen falsa producida por la red generativa. A la red discriminadora, básicamente, se le hace la siguiente pregunta: ¿Es probable que esa persona con tres brazos sea real?

Con el tiempo, a la red generativa se le da tan bien producir imágenes que a su pareja discriminadora le resulta imposible detectar la falsificación. En resumen: la red generativa aprende a reconocer y posteriormente a crear imágenes de peatones de aspecto realista.

Sin embargo, en las palabras de fotógrafo “El software utiliza puntos de datos, de rasgos faciales comunes y cualidades fotográficas, para crear una imagen” sin embargo, el software no es perfecto y el tiene que trabajar aún mas en las imágenes obtenidas, “Intento guiar el software hacia un resultado creible. Pienso en mi trabajo más como interpretaciones artísticas que científica o históricamente precisas” declaró.

Pese a qe el fotógrafo lleva más de un año publicando este tipo de proyectos, en las últimas semanas se ha convertido en una sensación en redes sociales al publicar lo que podría llamarse la representación más exacta del rostro de jesucristo.

Uterwijk declaró que para esta reconstrucción utilizó como referencia varias representaciones culturales de Jesús, incluidas algunas de origen bizantino y renacentista, hasta el “Salvator Mundi” de Leonardo Da Vinci y la Sábana Santa de Turín, Italia, las cuales combinó con los rasgos étnicos de Medio Oriente.

Al resultado, Uterwijk realizó algunos ajustes en el estilo, como longitud de cabello y barba, esto con la intención de que la representación resultara más creíble para la época y región de personaje.

No cabe duda que los avances científicos tales como la Inteligencia Artificial han sido puntos clave para poder ir trazando nuestro futuro, sin embargo, con este tipo de proyectos podemos darnos cuenta que en realidad también nos pueden ayudar a llenar los espacios en blanco dentro de nuestra historia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *