Una crisis tras otra: incendio en campamento de refugiados “Moria”

Mundo

Escrito por: Karime Simán

El campamento de refugiados “Moria”, en la Isla de Lebos, en Grecia, quedó totalmente destruido, por lo que se tuvieron que evacuar a un aproximado de 11, 500 refugiados, sin embargo, la situación se complica con los casos exponenciales de Covid-19 dentro del campamento y el número de refugiados que había, ya que pasaba 4 veces su capacidad máxima, albergando arededor de 13,000 personas. Se sospechan que al menos 5 refugiados están implicados en el incendio. 

El pasado miércoles 9 de septiembre del presente año, se reportó un incendio en un campamento de refugiados en Grecia, específicamente en la isla de Lesbos. El fuego, que presuntamente fue originado por migrantes, sucedió en la noche del martes. Se reportó que los mismos se opusieron a las medidas impuestas por el campamento, protestando en contra de las restricciones de aislamiento luego de haberse registrado casos de coronavirus entre los mismos refugiados. No se registraron muertes por el incendio, sin embargo, varias personas resultaron afectadas por inhalación de humo pero ya han sido atendidas.

Ayer, 15 de septiembre, autoridades griegas detuvieron a 5 refugiados supuestamente de nacionalidad afgana, quienes se sopsecha que coordinaron los puntos de incendio dentro del campamento. Se descartó que el incendio fuera accidental, ya que los incendios inciaron simultáneamente en 3 puntos diferentes y se originaron después de que se anunció que los refugiados infectados por Covid-19 serían trasladados a un área aislada de la isla.

El incendio se extendió por todo el campamento y este quedó completamente destruido, salvo por un par de carpas, por lo que declararon estado de emergencia en la isla. El incendio dejó alrededor de 11,500 personas en busca de un nuevo asilo, de las cuales 2,200 son mujeres y 4,000 son niños. 

A pesar de que se solicitó evacuar a los migrantes del campamento, el gobierno se opuso, ya que se teme la propagación de contagios por COVID-19, puesto que hasta el primero de septiembre, ya se habían reportado alrededor de 35 casos mientras el campamento se encontraba en cuarentena, estatus que se alcanzó después del primer caso positivo. 

No obstante, el presidente del país sí evacuó a algunas personas de los grupos más vulnerables. Algunos niños están refugiados en instalaciones de la UNICEF, otros en hoteles, y algunas personas en un ferry en el puerto de Mitilene. 


El campamento de refugiados Moria es el más grande de Grecia pero a pesar de su tamaño, este se encontraba sobrepoblado con al menos 13,000 refugiados, excediendo su capacidad máxima 4 veces, y sus miles de refugiados vivían, hasta antes del incendio, en condiciones de hacinamiento. Por lo que después de los hechos del pasado miércoles 9, el coordinador del proyecto de Lesbos Médicos sin Fronteras mencionó que lo sucedido “es una bomba de tiempo que finalmente explotó” haciendo referencia a las condiciones deplorables que se perpetuaron por varios años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *