Rebrote de Covid-19 en China

Mundo
Créditos: Kobu Agency

Escrito por: Fortuna Osorio

Desde el inicio de la pandemia global, la Organización Mundial de la Salud había alertado que debido a la naturaleza del Covid-19, existían grandes posibilidades de que se dieran segundos brotes si los gobiernos de los países no se tomaban en serio las recomendaciones sanitarias.

El 15 de junio del 2020, la OMS reportó que, en la ciudad de Pekín, China se habían confirmado más de 100 casos luego de que la ciudad llevaba casi 2 meses sin casos detectados. El país ya había declarado una derrota a la pandemia y las ciudades ya estaban en la “nueva normalidad” con medidas sanitarias de precaución, como el uso del cubrebocas. El origen y el alcance del rebrote todavía no han sido confirmados, sin embargo, la situación ha sido considerada como “extremadamente grave” según el portavoz de la alcaldía de Pekín. Hasta el martes 16 de junio, han sido un total de 106 casos detectados en la ciudad.

Se reporta que el rebrote partió de uno de los mercados mayoristas más grandes de la ciudad, Xinfadi. Como medida precautoria, los demás mercados de la ciudad han sido clausurados y las zonas aledañas a estos mercados han sido puestas en cuarentena. Las escuelas han tenido que reanudar vía remota.  Desde el lunes, China ha cancelado el 60% de los vuelos con destino a Beijing y ha reforzado las medidas de distanciamiento social. Esto ha sido un retroceso tanto social como económico debido a que China apenas estaba comenzando a recuperarse luego de la reapertura del país en marzo.

Portavoces del Partido Comunista han declarado que están en “una batalla contra reloj” para evitar que el rebrote siga expandiéndose. Actualmente, el gobierno de la ciudad de Pekín está preparándose hacer 90 mil pruebas de Covid-19 diarias y así poder determinar el alcance del rebrote. El jueves 18 de junio se reportaron 21 casos nuevos en la ciudad y se ordenó la clausura de hoteles y restaurantes en las áreas de alto riesgo. El total de pruebas que se han llevado a cabo desde el domingo 14 de junio, ha sido de 356,000 tanto en las zonas de alto riesgo, como en otros vecindarios de la ciudad.

Si bien tanto el gobierno federal chino, como la alcaldía de Pekín, han tomado las medidas necesarias de forma rápida, el país no descarta una posible segunda ola del virus. Esto ha levantado preocupaciones a nivel mundial porque distintas zonas del mundo, como Europa, apenas están comenzando el proceso de reapertura. En el continente americano, el Covid-19 sigue incrementando sus efectos. Esto puede ser una llamada de atención para aquellos países que todavía no toman medidas estrictas para contener el virus y aquellos que están levantando las restricciones demasiado rápido.

Las noticias de los rebrotes en China, y en Alemania, han sido una derrota anímica debido a que regresan las preocupaciones sobre si el Covid-19 alguna vez podrá erradicarse. Sin embargo, los avances científicos para la búsqueda de vacunas y posibles medicamentos para combatir el virus han sido bastantes en el último mes y han sido positivos. Será importante seguir cercanamente el rebrote en estos dos países y la rapidez con que los respectivos gobiernos toman las medidas necesarias, ya que serán clave para evitar una segunda ola.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *