El cambio climático es cuestión de derechos humanos

Mundo

Diversos estudios han dado a conocer que, a pesar de que los primeros acercamientos con el cambio climático no figuraban en el marco de los derechos humanos, existe una estrecha relación entre el cambio climático y el ejercicio de los mismos.

Escrito por: Diana Laura González Euán de Planet Soldiers 

El calentamiento global es un tema que, a lo largo de los años, ha sido estudiado y abordado de diferentes maneras. La posibilidad de insertarlo en el derecho internacional siempre ha tomado lugar en los diferentes escenarios debido a la variedad de derechos humanos violados que su preservación significa.

A mediados del 2015, el Acuerdo de París nombra por primera vez la estrecha relación entre el ejercicio de los derechos humanos y el cambio climático:

“El cambio climático es un problema de toda la humanidad y que, al adoptar medidas para hacerle frente, las partes (del CMNUCC) deberían respetar, promover, y tener en cuenta sus respectivas obligaciones relativas a los derechos humanos, el derecho a la salud, los derechos de los pueblos indígenas, las comunidades locales, los migrantes, los niños, las personas con discapacidad y las personas en situaciones vulnerables y el derecho al desarrollo, así como la igualdad de género, el empoderamiento de la mujer y la equidad intergeneracional”.

 La humanidad enfrenta una variedad de riesgos cuando se habla del calentamiento global: deshielo en las zonas polares, aumento del nivel del mar, intensificación de sequías, huracanes y ciclones, extinción de especies y alteración del ciclo hidrológico y proliferación de enfermedades, lo cual, a palabras de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH):

 “representa serias repercusiones en la calidad de vida de las personas y por tanto, en el goce de los derechos a una vida digna, a la salud, al agua, a un medio ambiente sano, a la alimentación y vivienda adecuadas, por mencionar algunos”.

Como la Organización Mundial de la Salud  (OMS) lo indica -y por mencionar uno de los derechos humanos directamente afectados por el calentamiento global-, el cambio climático atenta contra la salud de los ciudadanos y las ciudadanas del mundo, a través de las alteraciones en los ecosistemas, lo que nos lleva a la desnutrición abundante en algunas regiones causada por las alteraciones en la producción agropecuaria, así como al incremento de las tasas de mortalidad que se han registrado a causa del calor o frío extremo.  

Así pues, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo Humano (PNUD), en su informeLa lucha contra el cambio climático: solidaridad frente a un mundo dividido”, establece que el cambio climático es el mayor desafío para el desarrollo humano del siglo XXI. Asimismo, de acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, “todo individuo tiene derecho a la vida,a la libertad y a la seguridad de su persona. No actuar ante la amenaza que implica el cambio climtico representaria una violación flagrante de ese derecho universal.”

La priorización y el fortalecimiento de las diferentes herramientas públicas, cuya principal función es el abatimiento del cambio climático en los diferentes países para proteger los derechos humanos de sus ciudadanos y  ciudadanas,  ha aumentado con el paso del tiempo. Actualmente, la comunidad internacional ha unido fuerzas para combatir al cambio climático, ahora, tomando en cuenta su impacto en los derechos humanos.