Bielorrusia pide extradición de opositora Svetlana Tijanóvskaya

Mundo

Lituania rechazó la petición de Bielorrusia que pedía la extradición de Svetlana Tijanóvskaya, líder del partido opositor al gobierno del presidente Alexandre Lukashenko, recientemente reelegido por sexta vez.

Escrito por: Karime Simán

El viernes cinco de marzo el gobierno de Bielorrusia solicitó la extradición de la líder del partido opositor, Svetlana Tijanóvskaya, a Lituania, el país vecino. Esto se debió a que, según la Fiscalía, esta extradición es parte del procedimiento para llevar a cabo un proceso penal en contra de Tijanóvskaya por “delitos contra el orden público y la seguridad del Estado”.

La Fiscalía aseguró también que se han enviado los materiales necesarios a los respectivos tribunales para llevar un proceso en contra de cuatro activistas cercanos a la opositora, quienes “planeaban organizar disturbios masivos en la ciudad de Gomel (que se encuentra en el sureste de Bielorrusia) y la toma de varios edificios gubernamentales” en agosto del año pasado.

No obstante, Lituania rechazó la petición de extradición de Bielorrusia, y en un comunicado de Twitter, el Ministerio de Asuntos Exteriores de la República de Lituania mencionó que: “Todos los que han encontrado refugio en Lituania pueden sentirse seguros y no serán entregados a los regímenes (por los que son perseguidos), ya sea por su lucha por la democracia y la libertad de expresión o por sus creencias”. 

Asimismo, Svetlana Tijanóvskaya respondió a este comunicado a través de su cuenta de Twitter, afirmando estar “agradecida con Lituania, y con Landsbergis, no sólo por enfrentarse al régimen de Lukashenko (presidente de Bielorrusia), sino también por enviar un fuerte mensaje de apoyo a los bielorrusos”.

En las elecciones de agosto del año pasado, Tijanóvskaya fue la líder del partido de oposición en contra del presidente, Alexandre Lukashenko, quien resultó vencedor, siendo así reelegido por sexta vez. Según los resultados de dichas elecciones, Lukashenko obtuvo el 80.1 por ciento de los votos, mientras que Tijanóvskaya tan solo el 10.12 por ciento. Después de las elecciones, la oposición denunció fraudes electorales, sin embargo, tras ser negada la repetición de comicios, Tijanóvskaya salió a Lituania; a partir de ese momento tanto Bielorrusia, como Rusia, declararon su búsqueda y captura oficiales.