Biden: nueva administración, nuevas prioridades

Mundo

Escrito por: Carolina Nava Estrada.

Migración, crisis climática, salud y educación son los temas que más se repitieron el viernes 09 de abril, cuando el presidente estadounidense, Joe Biden, anunció su petición de presupuesto al Congreso; esta consiste en una inversión de 3 mil millones de dólares para el siguiente año fiscal.

Pie de página: Joe Biden, presidente de los Estados Unidos. 
Fuente: ElDinero / Oliver Contreras /EFE

En el corto tiempo que lleva Joe Biden en la presidencia del país norteamericano, hemos sido capaces de observar, aunque sea un poco, la dirección que tomará la política de Estados Unidos en los siguientes años. Uno de los temas referentes a este país, además de ser de los más controversiales, es su política migratoria; cuando Biden aún se encontraba como candidato compitiendo por la presidencia, aseguró que su administración abordará los problemas migratorios desde una perspectiva más humana y dignificante; la primera muestra de sus intenciones se ha visto reflejada en su petición de presupuesto.

            La cifra que el presidente pide a su Congreso asciende a tres mil millones de dólares y pretende ser repartida de la siguiente manera: 861 millones de dólares tendrán como fin el apoyo y contención de las crisis económicas y de corrupción que se viven en Centroamérica, para así hacerle frente a la migración desde la raíz, ya que se asegura que estos problemas son los que obligan a la gran mayoría de migrantes a salir de sus países y buscar mejores oportunidades en Estados Unidos. Además de esto, se espera contar con 1,200 millones de dólares para mejorar la tecnología de seguridad en la frontera y detectar cruces ilegales y contrabando.

            Finalmente, para migración, un tema que aqueja mucho al gobierno estadounidense y que es una de las razones por las que las personas cruzan ilegalmente la frontera es que para adquirir los permisos de naturalización y asilo; a menudo se esperan años para la resolución de cada caso, es por esto que Biden ha propuesto el uso de 345 millones de dólares que serán entregados al Servicio de Ciudadanía e Inmigración, para hacer los procesos de trámites mucho más eficaces.

Casa Blanca, residencia del presidente de los Estados Unidos. 
Fuente: El Financiero / Stefani Reynolds / Bloomberg

            Pero los temas migratorios no son los únicos que tienen la prioridad en el plan del presidente; el cambio climático es un problema que ha ido en aumento y que ha sido olvidado por el ex-presidente Trump, es por esto que se espera que se utilicen al menos 14 millones de dólares para combatir a reducir las emisiones de gases que dañan la atmósfera; si el presupuesto es aprobado uno de los primeros pasos es la primera contribución, en cuatro años, de EU al Fondo Verde para el Clima de la ONU con 1,200 millones de dólares.             

            Además de las acciones internacionales para combatir el cambio climático, dentro de su frontera Biden planea destinar 485 millones de dólares en iniciativas como la creación y consolidación de programas de adaptación al clima, la creación de empleos en proyectos de energía limpia, mejorar la eficiencia energética de los edificios y ayudar a comunidades históricamente perjudicadas por la contaminación.

            En cuanto al tema de salud, se espera entregar 8,700 millones de dólares a los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos; esta suma se usará para la detección de amenazas biológicas globales, además de apoyar a futuros epidemiólogos. Sumado a esto, se espera dedicar 51,000 millones de dólares a los Institutos Nacionales de Salud para crear una agencia de investigación para enfermedades como el cáncer, la diabetes y el alzheimer.

            Finalmente, el aumento de presupuesto para la educación será utilizado de la siguiente manera: 36,000 millones de dólares para dar becas a alumnos pertenecientes a familias de bajos recursos y 3,000 millones para estudiantes universitarios, incluidos los conocidos dreamers.