Saltar al contenido principal
Secciones
Mundo

Abandonando un acuerdo más, Estados Unidos ya no forma parte del Tratado de Cielos Abiertos

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump
Créditos: Proceso

Escrito por: María Paula Nava Ambriz

Desde el pasado domingo 22 de noviembre, Estados Unidos oficialmente ya no forma parte del Tratado de Cielos Abiertos, tratado que buscaba la transparencia en cuanto al control de armas entre los 34 Estados que lo conforman. La retirada se anunció desde el pasado 21 de mayo, sin embargo, de acuerdo a la Sección II, párrafo 7 del tratado, las admisiones y retiradas de los Estados entrarán en vigor tras el período de notificación de seis meses. 

El gobierno de Donald Trumpargumentó la retirada diciendo que Rusia estuvo violando el convenio durante años y que el permitir los vuelos de observación sobre su territorio facilitaba el acceso a información nacional clave, haciendo al país más vulnerable a ciberataques.

El Tratado de Cielos Abiertos fue firmado en 1992entre Rusia y Estados Unidos, además de diversos Estados, tanto del Bloque Occidental como del Bloque del Este, tras el fin de la Guerra Fría. Sin embargo, entró en vigor hasta el 2002, con actualmente 33 países parte (tras la salida de EE. UU). El objetivo del Tratado es establecer vuelos de reconocimiento aéreos por cualquiera de los Estados miembros en el territorio de cualquier otro Estado parte del tratado. Esto para asegurar que no se estén preparando ataques militares, fomentando así la transparencia y la confianza mutua.

Estados Unidos sostiene que Rusia no ha cumplido con el Tratado durante los últimos años, esto porque se ha impedido la supervisión aérea de sus operaciones militares, además de que no ha permitido el sobrevuelo en regiones específicas como Kaliningrado, lugar donde se cree que el gobierno ruso tiene armas nucleares. Conforme a la Sección I del tratado, Rusia está obligada a aceptar dichos vuelos de observación, por lo que sí existe una falta a lo establecido en dicho tratado. Dimitri Peskov, portavoz del Kremlin, declaró que el gobierno ruso está “apenado” por la salida de Estados Unidos del tratado, ya que esto representa una disminución en su relevancia.

La decisión de Estados Unidos ha generado descontento entre países europeos, ya que de este dependían muchas acciones para regular las actividades rusas. Sin embargo, también está la preocupación de que Rusia esté próximo a hacer lo mismo que Estados Unidos y abandone el tratado. 


Aún no está claro si elpresidente electo, Joe Biden, buscará la reintegración al tratado, ya que las medidas para deshacerse de los aviones especializados OC-BSB, utilizados para los vuelos de reconocimiento, ya han comenzado. Con este ya son 3 los tratados internacionales a los que Estados Unidos, bajo la administración de Donald Trump, se retira. Comenzando con el Acuerdo Nuclear con Irán, después del Tratado de Fuerzas nucleares de Rango Intermedio (también con Rusia) y culminando en este, el Tratado de Cielos Abiertos.