Marga Richter: matriarca musical estadounidense

Arte y Cultura

Escrito por: Elsa María Elizalde

Marga Richter, pianista y compositora estadounidense, falleció el pasado 25 de junio a los 93 años. Murió tranquilamente por causas naturales en su casa en Barnegat, Nueva Jersey. Comenzó su carrera durante los años 40 y continuó trabajando casi hasta el final de su vida. Marga siempre luchó con gran determinación para hacerse escuchar en una era dominada por compositores varones, pues a menudo sentía que ella y otras mujeres eran despreciadas en la industria. Richter fue una prolífica compositora que a lo largo de su vida escribió casi 200 obras para orquesta, piano, coro, pequeños conjuntos y voz, que fueron interpretados por importantes artistas y organizaciones como el pianista Menahem Pressler, el violinista Daniel Heifetz, el Drucker Trio, el violonchelista David Wells, el Western Wind, la Orquesta de Minnesota, la Orquesta Sinfónica de Seattle, Natalie Hinderas y la Orquesta Sinfónica de Atlanta, la Orquesta Filarmónica de Londres, y la Orquesta Cívica de Chicago.

A pesar de su éxito, a Richter le molestaba la desigualdad que sufrían las mujeres. En una entrevista en 1981 le dijo al Times, “los directores o músicos ven el nombre de una mujer en una partitura y no miran la música. Al igual que las matemáticas y las ciencias, se supone que la música es demasiado rigurosa para las mujeres. Oh, como músicos se nos permitía tocarlo si alguien nos lo entregaba, pero no se suponía que lo escribiéramos nosotras mismas “.

Debido a esto, en octubre de 1981 decidió rentar el Merkin Concert Hall para organizar su propio programa con una muestra de su trabajo interpretado por el Drucker Trio, el Atlantic Quartet y otros. Antes del concierto le comentó al Times, “después de escribir música durante 33 años quería presentarme a Nueva York. Decir: ‘Aquí está el trabajo de mi vida y ¿qué piensas de él?’”. En 2011, la Dra. Sharon Mirchandani escribió en el ensayo “Mujeres influyentes en la música contemporánea”, editado por Michael K. Slayton, que Marga Richter ha crecido constantemente para convertirse en una de las matriarcas musicales preeminentes de Estados Unidos.

Nacida en una familia de músicos, Richter ya tomaba clases de piano a los 4 años y a los 12 comenzó a componer. En 1951 fue la primera mujer en obtener una maestría en composición en Juilliard y lentamente comenzó su carrera, a pesar de los obstáculos y las dificultades que se le presentaron. Nunca se le asoció con una escuela en particular y nunca utilizó un sistema de composición definible, basaba sus obras en la inspiración y en la intuición.

En el transcurso de su vida, Marga Richter pudo observar pequeñas mejoras en las oportunidades y el reconocimiento otorgado a las mujeres. Por ejemplo: dos años después de su concierto en Nueva York (financiado por ella misma), Ellen Taaffe Zwilich, se convirtió en la primera mujer en ganar el Premio Pulitzer a la música.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *